sábado, 11 de septiembre de 2010

"NO PRESENTADO"

Hace unos días se han celebrado los exámenes correspondientes a la convocatoria de septiembre en todos los Institutos. Criticada por unos y demandada por otros, lo cierto es que una vez que se conocen los resultados, es el momento de las valoraciones. Eso es al menos lo que tratamos de hacer en nuestro centro. Conviene recordar –y así lo comentamos con las familias y con el alumnado implicado- que para quien no aprueba todas las materias en junio, el curso no termina hasta septiembre. No faltan quienes ven en esto un fastidio (los chicos y chicas que ven alterado su descanso veraniego, las familias que se ven condicionadas por ello, el coste de unas clases particulares extra…). Sin embargo para una parte importante del alumnado, la convocatoria de septiembre es vista como una oportunidad de recuperar las materias no superadas en junio, la posibilidad de evitar la repetición de curso, de obtener el título, de reducir el número de materias pendientes para el curso próximo… Cada centro debe reflexionar sobre los resultados obtenidos para mejorarlos y para que se aproveche de manera óptima la convocatoria de Septiembre de cara a erradicar los “No presentado”. De una primera lectura sobre los datos obtenidos este año en nuestro centro se desprende que: -El alumnado de 4º de ESO es el que en menor proporción tiene materias pendientes para septiembre y el que en mayor porcentaje se presenta a esta convocatoria y aprueba. -Más de la mitad del alumnado de 3º de ESO (el 58%) tiene materias pendientes para septiembre si bien sólo se aprueba la cuarta parte de ellas, no presentándose a un tercio de estas asignaturas pendientes. -El alumnado de 2º de ESO es el que en mayor porcentaje (67%) tiene materias pendientes. Pese a ello también en una alta proporción (38%) no se presenta a los exámenes de septiembre.
-La nota discordante la pone el alumnado de 1º de ESO. Pese a que más de la mitad (58%) tiene alguna materia para 1º de ESO, en buena parte de los casos no se presentan a los exámenes para superar estas asignaturas (56% de materias “no presentadas"). Ante estos datos, dejamos algunas preguntas en el aire para las familias: ¿Por qué no vienen a examinarse, especialmente los de 1º? ¿Porqué “tiran la toalla? ¿Porqué algunos alumnos ni siquiera recogen los libros para estudiar en el verano? ¿Por qué no se aprovechan las oportunidades? Volveremos sobre este tema cuando en el claustro se analicen más detenidamente los resultados y se acuerden medidas para tratar de que el próximo año se reduzcan a la mínima expresión los “NO PRESENTADO”.