lunes, 2 de mayo de 2011

La mitad de los padres gaditanos nunca castiga a sus hijos adolescentes

Lo cuenta el diario La Voz (01/05/2011) recogiendo los datos de un informe de la Junta de Andalucía en el que se analiza la educación que lo sjóvenes gaditanos reciben en casa.

Las estadísticas corresponden al informe elaborado por la Junta ‘Educación y Hogares de Andalucía 2010’. El documento pretende dibujar el ‘retrato tipo’ de la formación y atención que reciben los adolescentes andaluces en el marco familiar, partiendo del análisis de aspectos tan diversos como sus expectativas laborales, los motivos por los que se les reprende o si se implican o no en las tareas domésticas. Estos son algunos datos del informe:

44,2 %:  Dedican menos de una hora a estudiar
Casi uno de cada dos adolescentes admite que no dedica ni una hora diaria a deberes o estudios. El 26% dice que sus padres «pasan de sus tareas». En el caso de que lleven malas notas a casa, un 63% recibe «una charla», un 34% «una bronca» y un 7,5%, nada.

56 %: No aspiran a la Universidad
El 60% de los chicos y el 52% de los adolescentes encuestados no tienen expectativas de cursar una carrera universitaria. En un 48% de los casos analizados, los padres consideran que sus hijos merecen una puntuación por debajo del 6 como estudiantes.

38,7 %: Apenas ven al tutor
Casi un 40% de los padres se encuentra con los docentes de su hijo menos de dos veces al año. Los expertos recomiendan, al menos, una visita por trimestre, aunque advierten que el verdadero peligro «es que no acudan cuando se les cita».

38 %: Sin ayuda para los deberes
Un 38% de los jóvenes encuestados para el informe afirma que sus padres nunca los ayudan con los deberes. Los especialistas subrayan que, al margen de la posible desidia, hay falta de tiempo y de capacitación.

Cada dato, por separado, supone una evaluación parcial de la realidad. Todos juntos, sin embargo, apuntan a la misma conclusión: buena parte de los padres de los adolescentes gaditanos no se implican como debieran en la educación de sus hijos. Cuatro de cada diez no los ayudan con los deberes. El mismo porcentaje ve a los docentes o tutores una o dos veces al año como tope. Y el 57,4% no los castiga nunca. La mitad de los chicos, por su parte, dedica menos de una hora diaria al estudio, pero entre tres y cuatro a ver la tele o navegar por Internet. Un 56% de los encuestados admite que no aspira a cursar una carrera universitaria. El 21,8% se conforma con «un trabajo seguro», y el 8,5% únicamente valora el sueldo.


Si quieres consultar más afondo los datos del estudio, pincha este enlace: